XII CONGRESO NACIONAL DE NUEVA EVANGELIZACI...

Editorial

Resultado de imagen para demos el primer paso
LOS TIERNOS Y FUERTES ABRAZOS DEL PAPA FRANCISCO
 
 Por Guillermo Romero Salamanca
 
A los ocho meses de su pontificado – el 6 de noviembre del 2013—el Papa Francisco abrazó en la Plaza de San Pedro al italiano Vinicio Riva, de 53 años, un enfermo de neurofibromatosis desde los 15 años.

La foto circuló por miles de medios de comunicación en el mundo. Impactaba, la verdad. Esos eternos segundos en los cuales el Papa Francisco lo abrazaba y le daba palabras de aliento quedaron grabados en las retinas hasta de los incrédulos.

Su primer gran abrazo como Pontífice se lo dio al Papa Benedicto XVI el 23 de marzo del 2013, quien había renunciado dos meses atrás. "Tener un Papa emérito en el Vaticano es como disfrutar de un abuelo sabio en casa", dijo Francisco.

POBRES, ENFERMOS, NIÑOS Y PRESOS

El mundo espera ahora verlo con sus renombrados abrazos. Son sinceros, espontáneos muchas veces que le sacan hasta las lágrimas como ocurrió en su encuentro con Nathan de Brito, un pequeño de nueve años en la Jornada Mundial de la Juventud de Rio, quien le dijo que quería ser también un sacerdote de Cristo.

Se le ha visto parar sus caravanas para apearse de su vehículo para saludar a enfermos, paralíticos, adultos mayores y religiosas.

En las audiencias en Roma también ha extendido sus brazos para abrazar a visitantes y en sus visitas pastorales a los países, es común que pida entrar a una casa en un barrio pobre para brindar su saludo y abrazar a sus habitantes.

El 19 de septiembre del 2013, en una entrevista para Civiltá Cattolica manifestó claramente: "Lo que la Iglesia necesita con mayor urgencia es capacidad de curar heridas y dar calor a los corazones. Cercanía. Proximidad. Como un hospital de campaña tras una batalla".

UNA FORMA DE PREDICAR

Los abrazos del Papa Francisco llevan una nueva pastoral en la Iglesia católica. Es la extensión de la misericordia, es encontrarse con la realidad y ofrecer un alivio espiritual. Es también el ejemplo vivo de la evangelización. "Hoy que la Iglesia quiere vivir una profunda renovación misionera, hay una forma de predicación que nos compromete a todos como tarea cotidiana. Se trata de llevar el Evangelio a las personas que cada uno trata, tanto a los más cercanos como a los desconocidos", escribió en la Evangelii Gaudium .

El Papa se encuentra con personas de diferentes religiones. Les comparte sus saludos y abrazos como lo ha hecho con judíos, cristianos evangélicos, musulmanes y hasta con ateos. Así lo ha hecho en Jerusalén, Sri Lanka o en la isla de Lampedusa en 2013.

En Turquía tuvo lugar el histórico abrazo entre el Papa Francisco y Bartolomé I, quien le impartió la bendición en ese encuentro ecuménico.

En enero del 2015 estuvo en una casa que recibe a los niños de las calles de Manila. Y allí Glyzelle Palomar una pequeña de 12 años le preguntó al papa Francisco: "¿Por qué deja Dios que pasen esas cosas, incluso si no es culpa de los niños?", después de explicarle que ella recogía comida entre la basura y dormía en las aceras.

POR EL PERDÓN Y LA RECONCILIACIÓN

Su deseo era visitar al Chocó, estar en la tierra de "San Pacho", encontrarse con los contrastes de una tierra tan rica en oro y platino y con una pobreza de raya los límites de la miseria.

Él ha luchado, al lado de la Iglesia, para buscar la paz en un país en guerra por más de 50 años. El 24 de noviembre del 2014, en la Plaza de San Pedro bendijo y abrazó a una exguerrillera de las FARC. "En ese momento estábamos él y yo. Fue un momento muy especial. Él me puso las manos y nos pidió que siguiéramos trabajando por la paz en nuestro país", contó la mujer a los medios de comunicación.

En Colombia tendrá varios encuentros de abrazos. En Villavicencio -con sus palabras sobre el perdón y la reconciliación y su encuentro con miles de personas que han sufrido los efectos de la guerra, en Medellín en el Centro San José y con los padres de los religiosos, en Cartagena, cuando pase por la periferia.

Y desde donde esté, en el aeropuerto o en la nunciatura, todos los colombianos recibiremos un abrazo tierno y fuerte de un Papa que quiere un mundo en paz. Por eso hay que dar el primer paso.

 
Fuente:
EmPápate.

Fecha: 22 de Agosto de 2017
Lugar: Colombia
Regresar
Califique esta Publicación
Puntuación: / Votos: 0
Whatsapp Whatsapp LinkedIn Pinterest LinkedIn LinkedIn Google+ Google+

Area de comentarios

Deja tu comentario:

Boletín
Nombre:
Correo electrónico:
Galeria de Video - General
Galeria de Video - Categoría Prueba
Recomendados y Asesorias
Recomendados - UNO DOS

Asesorías - UNO DOS
Galeria Fotografica
 
 
VISITA DEL PAPA FRANCISCO A CHILE Y PERÚ        
   síguelo en vivo!!!
 





Sugerencias Semanales

Recomendados -UNODOS

Asesorías -UNODOS

Boletín Semanal

 VEA AQUI  !!!
 ALOCUCIONES     
 PAPA FRANCISCO 
 EN COLOMBIA