CAPACITACIÓN INSTITUTOS 7 Y 11 ...

Jueves

Jueves, 12 de octubre   de 2017 


Lucas 11,5-13


"Pedid y se os dará "
 
En aquel tiempo, dijo Jesús a sus discípulos: "Si alguno de vosotros tiene un amigo, y viene durante la medianoche para decirle: "Amigo, préstame tres panes, pues uno de mis amigos ha venido de viaje y no tengo nada que ofrecerle." Y, desde dentro, el otro le responde: "No me molestes; la puerta está cerrada; mis niños y yo estamos acostados; no puedo levantarme para dártelos." Si el otro insiste llamando, yo os digo que, si no se levanta y se los da por ser amigo suyo, al menos por la importunidad se levantará y le dará cuanto necesite.

Pues así os digo a vosotros: Pedid y se os dará, buscad y hallaréis, llamad y se os abrirá; porque quien pide recibe, quien busca halla, y al que llama se le abre. ¿Qué padre entre vosotros, cuando el hijo le pide pan, le dará una piedra? ¿O si le pide un pez, le dará una serpiente? ¿O si le pide un huevo, le dará un escorpión? Si vosotros, pues, que sois malos, sabéis dar cosas buenas a vuestros hijos, ¿cuánto más vuestro Padre celestial dará el Espíritu Santo a los que se lo piden?.

 

Lecturas:
Malaquías 3,13-20a

Mirad que llega el día, ardiente como un horno.

Salmo responsorial: 1

Dichoso el hombre que ha puesto su confianza en el Señor.
 
     
 

  REFLEXIÓN
 
Cuando recién iniciaba el ministerio sacerdotal con jóvenes recuerdo una canción que casi siempre escuchábamos en nuestras reuniones: "Un par de botas", de Carlos Portela. Narra como una mujer humilde va a donde el comisario a interceder por su marido que ha sido apresado por hurto. La mujer le entrega al comisario una cartita en un papel arrugado y sucio. Dice la canción que el comisario se estremecía a medida que iba leyendo la carta. La misiva de aquel niño era una petición a los reyes magos para que este año le trajeran un par de botas; por eso su angustiado padre las había hurtado. El comisario termina diciendo con voz entrecortada "mientras la miseria haga ladrones de esta laya, yo nunca serviré p’a comisario" Un padre, un auténtico padre, es capaz de todo por su hijo. ¡Cuánto más una madre! Si los seres humanos hacen hasta lo imposible por solventar las necesidades de sus hijos, cuanto más ese Padre lleno de ternura, misericordia y compasión que llamamos Dios.

 
Fuente: Servicios koinonia
Boletín
Nombre:
Correo electrónico:
Galeria de Video - General
Galeria de Video - Categoría Prueba
Recomendados y Asesorias
Recomendados - UNO DOS

Asesorías - UNO DOS
Galeria Fotografica
 
 




Sugerencias Semanales

Recomendados -UNODOS

Asesorías -UNODOS

Boletín Semanal

 VEA AQUI  !!!
 ALOCUCIONES     
 PAPA FRANCISCO 
 EN COLOMBIA